Voto asistido, un reto para los electores y para los funcionarios del TSE

Entre la inexistencia de ramplas en la mayoria de los recintos electorales del pais, muchas gradas o desniveles, falta de pasamanos y largas distancias por recorrer, son algunas de las barreras que el electorado con capacidades especiales debe vendcer hoy, al emitir su voto en Bolivia.

Al menos el 10% de la poblacion requiere asistencia para el sufragio debido a discapacidades. A ello se suman un millon de electores que supera la tercera edad, de los cuales un porcentaje muy alto tambien necesita ayuda para sugragar o sufre enfermedades de base y debe proceder a cumplir con su derecho ciudadano extremando las medidas de bioseguridad.

Este es el panorama en imagenes, sobre las complicaciones de la poblacion que necesita ayuda al momento de emitir su voto.