Realizan recuento de daños provocados por vientos huracanados en Trinidad

Una tormenta con vientos huracanados de hasta 180 kilómetros por hora, y granizo provocaron destrozos en Trinidad, ayer, causando dadaños de infraestructura en varias instituciones. Afortunadamente no se registran perdidas humanas.

Trinidad, 4 oct..- El jefe municipal de Gestión de Riesgos, Arnold Barba, informó este domingo que todavía limpian y evalúan los destrozos provocados por los vientos huracanados y granizo en la ciudad de Trinidad, capital del Beni.

   «Estamos en la limpieza y cuantificación porque hay árboles caídos en la vía pública y en las viviendas, cayeron encima de los techos; mañana vamos a hacer una evaluación técnica para ver el grado de afectación», dijo Barba a la ABI.

    Esa evaluación se hará con Defensa Civil y el Centro de Operaciones de Emergencia Departamental para establecer de manera oficial la cantidad de familias afectadas, el nivel de deterioro del ornato público y de las viviendas.

    Entre tanto, según Barba, se entregó ollas, carpas, ponchos, colchas térmicas, entre otros materiales, a las familias damnificadas. Asimismo, continúa el retiro de árboles que obstaculizan el libre tránsito para después ingresar al cementerio, donde hay por lo menos 30 árboles derribados.

    Además, informó que ayer Trinidad soportó ráfagas de viento de 180 kilómetros por hora y la fuerza del viento destruyó incluso las pantallas del estadio Gran Mamoré, el techo de la Catedral, así como innumerables viviendas.

Una tormenta con vientos huracanados y granizo provocó este sábado la caída de árboles, arrancó techos y ocasionó otros destrozos más en casi toda la ciudad de Trinidad, informó a la agencia ABI Camilo Meneses, comandante del Cuerpo de Bomberos Voluntarios.

    «Hemos atendido en plena tormenta a personas accidentadas por causa de caída de árboles en su casa, también hemos auxiliado a familias en sus casas porque sus techos se salieron por completo; creo que toda la ciudad de Trinidad ha sido afectada por este fenómeno», dijo.

    Meneses indicó que hasta el momento recibieron al menos 20 llamadas de emergencia provenientes de distintas zonas. Sin embargo, indico que muchas otras no pudieron ser atendidas porque, según el Comandante, fueron rebasados, al igual que otras unidades de respuesta inmediata, como de la comuna y la Gobernación.   

    Por su parte, el director departamental de Bomberos de la Policía, Felsy Calderón, señaló que en su unidad también atendieron un número similar de llamadas para despejar vías obstruidas por árboles caídos y casas sin techo.

    «Lamentamos (informar) que, hasta esta hora de la noche, pese a que se rehabilitó el sistema eléctrico, hay (todavía) lugares donde los cables están por los suelos y están en contacto con el agua y la gente muy irresponsable está caminando descalza», lamentó.

    Según una serie de imágenes difundidas en distintas plataformas, la fuerza del viento también volcó avionetas y motorizados.

Suspenden atencion al publico

El Servicio General de Identificación Personal (Segip) de Trinidad decidió suspender la atención al público hasta nuevo aviso porque sus oficinas sufrieron graves daños durante la tormenta con vientos huracanados y granizo.

    «Debido a los fuertes vientos, granizada y la torrencial lluvia que cayó el sábado, nuestras instalaciones sufrieron graves daños, por ello, estamos suspendiendo la atención al público a partir del lunes hasta nuevo aviso», informó este domingo la directora departamental del Segip, Viviana Suárez.

   La funcionaria detalló que los fuertes vientos, incluso, se llevaron el techo de sus oficinas y la torrencial lluvia mojó todos los equipos y documentos que se encontraban en los escritorios.

   Agregó que luego, para evitar posibles incendios u otros incidentes en los equipos informáticos, lo que único que se hizo fue desconectar la energía eléctrica.

     «Pero, para la tranquilidad de la ciudadanía, lo importante es que toda la información que tenemos está en nuestra base de datos, aunque sí hemos sufrido daños considerables», insistió.