Murillo: el MAS trata de instalar la idea de un fraude electoral en sus partidarios

El denominado «Pacto de Unidad» integrado por afines del Movimiento al Socialismo aseguraron hoy que respetarán los resultados de los comicios; pero que, si hay irregularidades, sus bases se “levantarán”

La Paz, 07 de octubre.- El ministro de Gobierno, Arturo Murillo, advirtió este miércoles que el Movimiento al Socialismo (MAS) avizora que perderá en las elecciones del 18 de octubre próximo, por eso trata de instalar en la mente de sus partidarios la idea de un supuesto fraude electoral.

“Ellos (el MAS) saben que van a perder y saben que su pérdida se ha hecho más rotunda con la grandeza de nuestra presidenta (Jeanine Áñez). Ellos son los que están tratando de instalar en la mente de algunos partidarios que tienen, el fraude, y lo han hecho también sus candidatos”, remarcó la autoridad.

De esta forma respondió el responsable de la seguridad del Estado a la última advertencia del denominado Pacto de Unidad, integrado por organizaciones afines del MAS, que aseguró en esta jornada que respetará los resultados de los comicios; pero, si hay irregularidades, sus bases se “levantarán”.

El primero en hacer referencia al fraude electoral fue el expresidente Evo Morales desde Argentina, fue secundado por su candidato presidencial, Luis Arce, quien dijo que si su partido no gana las elecciones con el 40 % por ciento significa que habrá un fraude.

En esta línea, el dirigente y candidato a senador del MAS, Andrónico Rodríguez, y el dirigente minero Orlando Gutiérrez advirtieron la semana pasada que el pueblo “recuperará el poder en las calles”, en caso de que se presenten irregularidades en las elecciones como un fraude.

A propósito de este tema, el viceministro de Régimen Interior y Policía, Javier Issa, aseguró que antes del anuncio de estos dirigentes el gobierno tenía conocimiento que el MAS estaba preparando una convulsión social, por lo que se delineó un plan de contingencia preelectoral, electoral y postelectoral para resguardar la paz social.