Maratón diplomático de Biden, con el papa Francisco y Macron en la agenda